Google+

miércoles, 23 de abril de 2014

HAMBURGUESAS POR EL MUNDO: SUPERGUAY la hamburguesa con D.O. Conejera.

Siempre es buena época para viajar y nosotros no íbamos a ser menos, por lo que, aprovechando un viaje a las Perlas Canarias, hicimos nuestros deberes para traeros una nueva entrega de nuestra afamada sección "Hamburguesas por el mundo". Y así llegamos a Lanzarote, la isla volcánica del Timanfaya, un espectáculo a la vista y al resto de los sentidos. Una isla bien conservada, declarada reserva de la biosfera y cuna de César Manrique.

Y hasta aquí la nota cultural, porque, en su capital, Arrecife, pudimos encontrar un fenómeno sólo reservado a locales y turistas osados, con una puntuación de casi 5 estrellas en Tripadvisor y referente de la burger conejera: la Hamburguesería Superguay. Sí, con el nombre no se han roto la cabeza y como podéis ver en la imagen justo debajo de estas líneas, con el diseño de superguay, el lugareño que sirve de logo/mascota del lugar...tampoco.

El Superguay preside la carta.

Por si no fuera bastante, la tónica de la primera imagen se repite también en el local, en el cual los detalles brillan por su ausencia, pareciendo más bien un bar normal, de bocadillos o de piscolabis, como les gusta llamar a los sitios de picoteo por estos lares. Y es que, esta hamburguesa no deja de ser eso, una comida informal, para comer de una forma rápida, aunque sin llegar a la "calidad" de ciertas cadenas de fast food que todos conocemos.


Vista del local.
Como veis, es todo muy informal y relajado, que, al fin y al cabo, es lo que se busca cuando se viene a estas islas, con su calorcito y su gente tan simpática. También podréis observar en la foto que el local está lleno, pues bien, si os decimos que era domingo por la noche y que siempre está igual, ¿qué pensáis? Sí, por algo será...

Pero antes de mostrar los motivos, os hablamos de la carta brevemente. Un menú original, con cientos de combinaciones y donde llama poderosamente la atención los nombres con los que han sido bautizados los platos, desde la burger guay hasta el bocata guapo o las papas locas con los ingredientes más dispares que os podáis imaginar.

Detalle de la carta con los nombres de algunos platos.
Y tras esta introducción, vamos con los sólidos. Esta vez nos decidimos por una hamburguesa guay y otra de la casa, regadas ambas con dos cervezas de Gran Canaria, Tropical, que van que ni pintadas para estos platos.

Lo primero de todo, que nadie se equivoque, estas burgers son absolutamente batalleras, nada de ingredientes gourmet ni nada. Eso sí, por la calidad en algunos detalles, nos queda claro que no suben el nivel porque no quieren, porque cosas como el pan, que no sólo está muy bueno desde el inicio, sino que lo tuestan por dentro y por fuera, adquiriendo su corteza una textura crujiente y un achatamiento realmente curioso y simpático.

Hamburguesas guay y de la casa.
Como podéis ver en esta primera imagen, ambas burgers van cargadas de ingredientes, tanto que ni siquiera se ve la carne y eso es porque aquí la hamburguesa es muy finita, cediendo todo su protagonismo al gran número de acompañantes que lleva.

En el caso de la hamburguesa de la casa nos encontramos con una combinación de carne, huevo frito, jamón york, queso, lechuga, tomate y sus salsas, que aunque no somos partidarios de ellas en una burger, aquí juegan totalmente a favor.

Hamburguesa de la casa.
Nos llamó poderosamente la atención el queso, lo bien fundido que lo sirven y súper sabroso. De resto de ingredientes, poco más que decir, completan un plato muy digno, con una relación calidad/precio inigualable.

En el caso de la Guay, los ingredientes aumentan con dos filetillos de lomo, lo cual le de una consistencia a la burger digna de mención.

Hamburguesa Guay.
Una vez más, el queso, junto con el resto de ingredientes y el panecillo hacen que sea una hamburguesa que, sin ser de las llamadas gourmet, consiga que se nos haga la boca agua sólo de recordarlo para escribir estas líneas.

Lamentablemente, las hamburguesas se sirven solas, de ahí lo bajo de su precio. Pero es que, sin aumentar mucho el ticket final, podemos elegir lo que en las islas se llaman "papas locas": una curiosa combinación de patatas fritas (congeladas) muy ricas con los ingredientes más dispares, que van desde el sencillo queso con ali-oli hasta el atún con salchichas. Vamos, para no quedarse con hambre.

Papas locas con queso y ali-oli.
Sin duda, una ración más que generosa para dos personas y que conseguirá, si no lo han hecho las hamburguesas en este punto, que salgáis más que satisfechos.

En definitiva, si estáis dispuestos a pasar por alto un local cutre y abarrotado, en el que el olor a cocina invade cada rincón y que lleguéis a dudar de la salubridad de lo que os rodea, llegaréis a disfrutar de una hamburguesa de las de antes, sin Denominación de origen en la carne, sin parrilla de carbón, pero con la que disfrutaréis de un bocado barato y de calidad suficiente como para no tener una digestión de pesadilla. Sin duda, si estáis por Lanzarote, no podéis dejar de pasar por la Hamburguesería Superguay.

PRECIO DE LA VISITA DESGLOSADO:

1 PAPAS LOCAS CON QUESO: 2 €
1 HAMBURGUESA GUAY: 2,90 €
1 HAMBURGUESA DE LA CASA: 2,70 €
2 CERVEZAS TROPICAL: 3 €

TOTAL: 10,60 €

Web (no dejéis de verla, es tan cutre, que mola) | www.hamburgueseriasuperguay.com

Puedes encontrar la Hamburguesería Superguay en la Calle Canalejas, 57, Arrecife, Lanzarote.



El local, por fuera.